viernes, 29 de marzo de 2013

Caminos de agua (Libro)

Caminos de agua
Román Morales
Ediciones La Palma. 2011
ISBN: 978-84-95037-72-5

Cuando conocí el reciente libro que Román Morales había terminado de escribir, y su viaje por Sudamérica, corrí a pedir su libro por internet. Tenía que leer algo tan sugerente y original como esa aventura que acababa de protagonizar. Román Morales es conocido por su otro libro llamado "Buscando el Sur" que relata el viaje que, durante varios años, hizo cruzando Sudamérica a pie por la cordillera de los Andes. Después ha estado por muchos más sitios pero, que yo sepa, solo ha escrito estos dos libros de sus viajes. Caminando por los Andes cayó en la cuenta de que se estaba perdiendo de conocer una inmensidad del continente Sudamericano, el de las tierras bajas, el de las llanuras y las selvas.




Un tiempo después encontró un libro de unos geógrafos sudamericanos que sugerían que, por las características de las cuencas fluviales del continente,  se podía hacer un recorrido de punta a punta usando solo los ríos. Salvo en algunos puntos entre cuencas y unas pocas zonas de rápidos, señalaban que todo el recorrido era navegable. Y estaban en lo cierto. El Amazonas y el Orinoco están comunicados por el Casiquiare, de lo que se deriva una inmensa cuenca fluvial que abarca buena parte de Sudamérica. Los geógrafos hicieron el recorrido en una embarcación a motor y querían con ello revitalizar el transporte fluvial por el continente sin necesidad de hacer grandes infraestructuras viarias.

Parece que esa fue la mecha que necesitaba Román para poner en marcha el proyecto y trazó un recorrido para hacerlo él en piragua. El tiempo para llevarlo a acabo fue de dos años. Dos años alejado de los focos mediáticos, sin darse mayor importancia, alejado de sponsor ni del concepto de expedición deportiva al uso. Por las características de su desplazamiento, uniría siempre tramos en el sentido de la corriente pero en conjunto, el trazado iría desde el río de la Plata en Buenos Aires hasta la desembocadura del Orinoco en el Caribe. No deja de dar vértigo el tamaño trabajo que tenía por delante. Román opta por una travesía que podríamos decir "romántica", nada de gps ni tecnologías, sino un deambular a fuerza de paladas, durmiendo y conociendo a las gentes ribereñas, preguntando sobre las mejores rutas, conviviendo con mestizos, indígenas o garimpeiros, disfrutando de la naturaleza y recogiendo la historia olvidada de esos lugares. El libro es inmenso, ya que dos años así no se cuentan rápidamente. Es una suerte contar con un relato de ese sueño conseguido con la perseverancia de que es capaz Román Morales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tus comentarios a las entradas siempre son bienvenidos, trataré de contestar a todos ellos.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...